INGREDIENTES: 

500 g. de bacalao salado, desalado y congelado.

1 kilo y medio de  patatas.

1 dl. y 1/2 de aceite.    

100 g. de cebolla.

Tres dientes de ajo.

Perejil fresco.

2 dls. de caldo.

6 Huevos.

Vinagre.

Sal y pimienta. 

MODO DE HACERLO: En cacerola se pone el bacalao descongelado ya lavado y escurrido. Se cubre con agua fría y se acerca a fuego moderado, destapado, hasta el momento en que va a romper a hervir. Se retira dejándolo en reposo unos diez minutos.

Reservar el caldo. 

Las patatas, peladas y partidas a gusto, a cuadritos o a lonchas, se ponen en cacerola con agua, escasamente cubiertas, tapadas y a fuego moderado al empezar y después a fuego muy suave, durante 18 minutos. 

En otra cacerola se pone, con el aceite crudo, la cebolla y dos dientes de ajo muy picados. Se estofa a fuego lento y tapado hasta que esté tierna, sin que tome color. y añadir a continuación un majado de ajo y dos ramas de perejil disuelto en un poco de caldo de la cocción de las patatas. Dar un hervor, rectificar de sal y triturar fino. Se pone el bacalao desmenuzado y se rehoga, removiendo a fuego  lento unos minutos. Añadir las patatas justamente cocidas y escurridas, remover, moviendo la cazuela en movimiento de vaivén.

Rectificar de sal.

Debe quedar una salsita trabada y si hiciera falta caldo se le pone de la cocción de las patatas o del bacalao.

El conjunto debe cocer, muy despacio y moviendo en movimiento de vaivén unos cinco minutos. 

Servir caliente con huevos al cristal.

Los huevos al cristal: En cacerola se pone al fuego, abundante agua hirviendo con un puñado de sal y un decilitro de vinagre, cuando hierve se sumergen seis de los huevos que deben ser muy frescos y mejor pequeños. Cuando hayan hervido cinco o seis minutos, según sean de tamaño, se refrescan al chorro del agua fría. 

Para pelar se golpean suavemente y al chorro del agua fría o dentro del agua se desprende suavemente la cáscara.